Ayer cuando escuchaba que una mujer, Palin podía dirigir el mundo, es decir ser la presidenta de USA, me quedé fascinada. Por fin una mujer al frente, pero tres segundos depués comenzaban los peros, no tiene experiencia, y lo que me pareció más fuerte: tiene un bebé con síndrome de down y su hija adolescente está embarazada.

Hasta ahí podiamos llegar, todos tenemos que estar contentos porque un afroamericano, Obama, aspira a la Casa Blanca, pero ¿Cómo va a gobernar una madre de una adolescente embarazada?

Claro tras esta conclusión común a todos los medios españoles, vino la segunda noticia: Una ministra soltera francesa está embarazada, y el hijo de Rachida Dati, el nombre de la ministra en cuestión, es de Aznar.

Pero bueno, algo más habrá hecho esta mujer a parte de quedarse embarazada, con una cartera como justicia tendrá mucho trabajo y todos los días tomará decisiones que afecten a los franceses, vaya lo único que importa es que está embarazada.

En dos noticias seguidas se asocia negativamente el embarazo, vamos y si encima es de Aznar para que contar, ni los Protocolos de Sión hubieran pronosticado un futuro tan catastrófico, el mundo en mano de mujeres embarazadas.

¿Qué está pasando? ¿Hay una confabulación planetaria para castigar a las mujeres embarazadas?

Parece ser que sí, tanto Palin como Dati son dos personas mediáticas, pero ¿Cuántas mujeres anónimas pagan un alto precio por tener un hijo? ¿Cuántas mujeres sufren un acoso laboral durante y tras el embarazo?

Pero nadie repara en ésto y claro con llamarnos “Miembras” como hizo la señora Aido o “Cambiar los uniformes”, bonita idea para celebrar los 20 años de la mujer en el ejército español señora Chacón, piense en las mujeres como madres profesionales y no como modelos, todas ganaríamos, en España se resuelve el tema.

Pero, ¿acaso no es más indignante que exista un acoso a la maternidad que la inexistencia del término miembra?

Como diría el arte del mus, resolvamos el problema con un órdago a la chica, contra la desigualdad, pongámos guapas a las miembras del ejército.

Desde este riconcito enhorabuena a Dati, a la hija de Palin y a todas las embarazadas porque contra todo seguís adelante. Yes, we can

Anuncios