You are currently browsing the tag archive for the ‘La rebelión de las masas’ tag.

La rebelión de las masas es la obra más importante publicada por Ortega y Gasset. Ortega se adelanta a su época preconizando el advenimiento de las masas al pleno poderío social, las aglomeraciones de gente y la aparición del hombre masa.

El hombre – masa es producto de una época que se caracteriza por la estabilidad política, la seguridad económica, el confort y el órden público.

El hombre-masa tiene varios rasgos: libre expansión de sus deseos vitales y una radical ingratitud hacia cuanto ha hecho posible la facilidad de su existencia. Es decir, sólo le preocupa su bienestar y al mismo tiempo es insolidario con las causas de ese bienestar. Uno y otro rasgo componen la psicología del niño mimado. El hombre-masa es el niño mimado de la historia.

El hombre-masa es incapaz de otro esfuerzo que el estrictamente impuesto como reacción a una necesidad externa. El centro del régimen vital del hombre-masa consiste en la aspiración a vivir sin supeditarse a moral alguna.

¿No es un genio Ortega? Consiguió adelantarse más de ochenta años, todos formamos parte de esta masa vulgar, hedonista y despreocupada. todos creemos que con lo que sabemos ya tenemos suficiente y no tenemos la mínima curiosidad por sber más, carecemos de proyectos y nuestra vida va a la deriva.

Y ahora aparece Obama, no como político, si no como líder de un movimiento social, un agitador, una persona que ha conectado con el nuevo votante americano.

Claro con el votante masa, de la que formamos parte todos, con esto Dios me libre de reconocer el mérito que tiene conseguir ser el primer presidente Afroamericano de los Estados Unidos.

Pero cuanto más leo sobre estrategia, su campaña y los elogios que todos los expertos en política hacen de Obama: Lo que hemos aprendido de Obama, es otro buen ejemplo, cuando habla de Micropolítica y la falta de interés del política por parte de la Masa, más me afirmo. Obama ha leído a Ortega y Gasset.

Obama ha sabido cuál encantador de serpientes conectar con la masa, haciendo micropolítica (para aquellos no familiarizados con este término podeís asimilarlo a la parte rosa de la política) y marketing.

Deseo que con Obama llegue el cambio, pero me da vértigo la historia, y no quiero pensar los grandes errores que hemos sufridos nacidos de una combinación letal: marketing y micropolítica, es decir populismo para el populacho.

Como minoría rebelada, os animo a seguir la política muy de cerca para evitar nuevos populismos, y dejar de ser considerados “piojosos incultos”.

Deja de leer esto y comienza con un libro de Ortega, Sartre, Kant, Rosa Luxemburgo. Más bibliotecas y menos blogs

Anuncios